Nulla consequat massa quis enim. Donec pede justo, fringilla vel aliquet nec eget arcu. In enim justo, rhoncus vitae.

Info:
Voz y Marcas. Scopeproducciones.com

Afinando el oído: ¿A qué suenan las marcas?

Actuamos y nos movemos por lo que sentimos. La clave de una buena pieza audiovisual se basa en eso: transmitir algo. Conseguir que quien la vea sienta algo especial por dentro. Trabajar con el sonido es, en ese aspecto, un brutal generador de emociones.

Mucho más que jingles.

La publicidad ha puesto banda sonora a infinidad de historias memorables. Verano 2009: Fanta y “Con poco me lo monto”. Apuesto a que a muchos adolescentes como yo aquella canción les refrescó el verano. Y no encerraba un mensaje menor: conectaba a la perfección con gente que tiene que buscarse la vida como puede, con problemas característicos que “los adultos no entienden”. Campañas que llevan la música por bandera.  Porque es una obviedad: la publicidad sin ella no sería lo mismo. Todos tenemos esa canción que hace que la piel se nos ponga de gallina, que nos haga llorar, que nos haga estar felices, que nos motive, que nos recuerde a algún momento de nuestra vida o que nos recuerde a personas. Pero, ¿solo Jingles?… No, mucho más que jingles.

Hay marcas que construyen parte de su posicionamiento en torno a lo que la música “significa”. El territorio “Mediterráneo” que nos presenta Estrella Damm no sería lo mismo sin su aura musical. Otras declinan directamente la historia en forma de partitura, como aquella #TuhistoriaTuCanción que nos propuso Renfe.

El fenómeno “podcasting”.

Pero la dimensión sonora de las marcas tiene muchos más horizontes por explorar. Oportunidades que pueden ayudar a configurar su “relato más personal” y que les permitirán reunir una comunidad interesada en “mantener la relación”.

El año pasado, la AIMC apuntaba que un 34% de los internautas escuchaba la radio en directo a través de Internet, mientras un 26% lo hacía en diferido vía podcast. A eso, sumemos todo el contenido de origen no radiofónico que se publica en las distintas plataformas de audio disponibles. Un espacio donde numerosas marcas ya han sabido encontrar propuestas que les ayuden a conectar con sus seguidores.

Nuestra experiencia en “Anderoid”, un proyecto transmedia diseñado junto a la Universidad de Deusto y en colaboración con Iberdrola, Dominion y NTS Solutions, nos ha permitido explorar este emergente entorno. En “Ander Pressure”, el protagonista de nuestra webserie da rienda suelta a sus inquietudes entrevistándose con destacados profesionales de la industria tecnológica. Un formato a caballo entre la ficción y la realidad que nos permitió resolver la capa más didáctica de nuestro pequeño universo dedicado a la ciencia y la tecnología.

En ocasiones, oigo voces.

Y muchas, muchas voces. Porque la IA ha hecho que desembarquen nuevas herramientas sonoras. En Estados Unidos, más de 39 millones de personas utilizan un asistente de voz en su smartphone. ¿Que los remedios de la abuela ya no te convencen? Espera a que te los cuenten de otra manera. Ahora puedes preguntarle a Alexa por tips de limpieza concretos gracias a la Cleanipedia de Unilever. ¿Que necesitas un buen “pinche” en la cocina? Tranquilidad, prueba con Goodness, “la voz” de Nestlé para guiarte en los fogones.

Gracias a estas nuevas soluciones, la conversación entre marcas y público se vuelve literal. Una interacción que invita a explorar toda suerte de rutas creativas. Rutas en las que, de manera ineludible, la experiencia de usuario determinará tanto la naturaleza del enfoque como la calidad del impacto. Y no, no se producirá siempre en un escenario de ámbito privado o doméstico. Convivirá con nosotros en cualquier rincón del paisaje cotidiano: en las grandes superficies comerciales, en los soportes de publicidad exterior, en recintos recreativos…allá donde nos parezca oportuno contar nuestra historia de una forma diferente. Alexa lo tiene tan claro, que nos ayudará a «escapar» si no encontramos el camino. Dentro vídeo…

Créditos:

Imagen de cabecera original de unsplash.com

Comments:

  • Claudia Benítez Guerrero
    29 abril, 2019

    Muy interesante la reflexión del post. Cuánto de lejos nos llevará estos avances.

    • scopewp
      30 abril, 2019

      ¡Desde luego! Siempre que se use de manera inteligente, la tecnología nos llevará a lugares insospechados y alucinantes, haciéndonos mejorar en todos los aspectos y ayudándonos a descubrir nuevas emociones.

Publica un comentario